Enseñanzas de Sai Baba: «Para experimentar la bienaventuranza, desarrollen más y más amor»

Por Sathya Sai Baba

Para experimentar la bienaventuranza, desarrollen más y más amor; cuanto más amor desarrollen, mayor bienaventuranza experimentarán.

La bienaventuranza (Ananda) no se puede alcanzar sin amor; en realidad, es el amor el que toma la forma de bienaventuranza.

Hiranyakashipu hizo todo lo posible para apartar a Prahlada del camino hacia Dios, pero Prahlada nunca dejó de cantar el nombre divino de Narayana. Un día Hiranyakashipu incitado por Narada, llamó a Prahlada y le preguntó, “Hijo, ¿qué has aprendido hasta ahora?” En respuesta, Prahlada le cantó un verso en alabanza a Narayana:

“Padre, la continua repetición del nombre del Señor Narayana es mi penitencia,
el amor por el Señor Narayana es mi riqueza,
no existe nada más grande que esto, el amor lo es todo”
(“Narayana Param Brahma, Narayana Param Prema, Narayana Param Thapaha Sarvam Narayana Samaha”)

Al igual que Prahlada, ustedes deben también, recitar siempre el nombre de Dios.

Santos como Jayadeva, Gauranga, Thukaram y Ramakrishna Paramahamsa oraban fervientemente al Señor y anhelaban Su amor. Lloren por el Señor, como hicieron Sakkubhai y Mira, incapaces de soportar el tormento de la separación, por su intenso anhelo, ellas lograron Su visión y ganaron Su gracia; sin embargo, debido al impacto de la Edad de Kali, la gente desea alcanzar la gracia divina sin hacer ningún esfuerzo. La iniquidad, la miseria y la violencia están en aumento, porque el amor por Dios se está debilitando. Transformen en amor, todas sus cualidades malignas como los celos y el enojo. Todo lo que suceda en este mundo, considérenlo como un acto de amor.

Fuente: Discurso del 28 de Julio de 1999

Deja un comentario!